1774 Stories - Awaiting Approval:Stories 0; Comments 0.
This site is for Male Haircut Stories and Comments only. For other comments please use our FaceBook Page

experiencia by juanfran


Ya tenía el cabello bastante crecido y desprolijo. Siempre había concurrido a salones de moda donde te retocan sin cortarte y te cobran un dineral, asi que decidí concurrir a una peluquería antigua donde te cortan el cabello a tu gusto. No conocía ninguna hasta que un día volviendo del trabajo en el bus ví una que parecía muy antigua sobre la calle Ayacucho en Buenos Aires. Decidí bajar del colectivo y dirigirme hacia el local. Un cartel antiguo sobre la puerta le daba nombre al negocio Peluquería Don Juan. Era un local muy viejo de paredes descascaradas y con una puerta desvencijada de madera a trves de la que se podía ver un viejo sillón de barbero. Al principio dudé pero ya en la puerta me animé a entrar. No había ningún cliente solo el barbero charlando con algún conocido. Debía ser un hombre de unos 70 años, regordete y casi calvo. Vestía un delantal blanco hasta las rodillas y gafas. Al entrar me saludó con cortesía y me invitó a sentarme. Me anudó al cuello una capa blanca que cubría casi todo el sillón. Sobre un marmol debajo del espejo se veían las herramientas de trabajo: tijeras, peines, una brocha y tres o cuatro máquinas cortapelo antiguas. Cuando me comenzó a peinar , adelantándose a mi pedido me dijo con voz firme ¿ como lo hacemos? a lo que contesté la nuca rebajada y arriba libre como para poder peinarlo.
Me dejó de cara al espejo con lo que podía ver todos sus movimientos. En verdad ya no estaba muy convencido de estar allí pero era tarde para escapar.Vi que tomó una de las máquinas y dirigiéndose detrás mío comenzó a levantarla desde la base de la nuca hacia arriba. Me pareció que la había subido demasiado , pero no dije nada.Repitió el movimiento tres o cuatro veces cubriendo toda la nuca. En el momento que volvió para cambiar la máquina alcancé a pasarme la mano por mi nuca y noté que estaba rapada al milimetro., parecían puas mis cabellos. Le pregunté si no estaba quedando muy corto a lo que respondió que era el corte de moda.En los costados , hasta las sienes, la maquina se llevó mis patillas. Ya no tenía dudas de que iba a salir de allí totalmente pelado.Me cortó bastante del cabello de la parte superior y con una navaja me rasuró lo que habían sido mis patillas y la base de la nuca. Con otra maquina de puas mas estrechas volvió a la parte de atras para dejarla aún más pelada. Me limpió con un cepillo , y con un espejo de mano me mostró mi nuca terminada. Nunca creí que mi nuca se vería tan descubierta. Estaba rapado al máximo. Me quitó la capa y me sugirió un nuevo corte al mes siguiente. Nunca más volví.



Your Name
Web site designed and hosted by Channel Islands Internet © 2000-2016